"una sophia cubana que fuera tan sophia y tan cubana como lo fue la griega para los griegos" - José de la Luz y Caballero
Inicio Noticias

Panel de Control  Menor contraste Mayor contraste Valores por defecto Texto más pequeño Texto más grande
Desarrollado VIII Taller internacional sobre paradigmas emancipatorios
Por:  Instituto de Filosofía

8v0 Paradigmas emancipatorios

Unos 300 representantes de más de 20 países participaron en el VIII Taller internacional sobre paradigmas emancipatorios que se realizó en el CSO "Otto Parellada", una locación apropiada para reunir a tantos líderes de movimientos sociales, a estudiosos y revolucionarios, pensadores comprometidos con las alternativas y el cambio del sistema capitalista.

Fundamentalmente de países de América Latina, como Argentina, Bolivia, Chile, Colombia, Ecuador, El Salvador, Guatemala, México, Nicaragua y Venezuela, y de otras regiones del mundo como España, Estados Unidos, se reunen para debatir y escuchar sobre las prácticas antihegemónicas, antisistémicas y la lucha revolucionaria. Entre ellos participan líderes y activistas de organizaciones populares, de redes y movimientos sociales, educadores populares, y reconocidos académicos. De acuerdo con el programa del evento, los primeros días de deliberaciones se dedicarán a los procesos de articulación política emancipatoria y los desafíos de los movimientos sociales en los nuevos escenarios latinoamericanos.

En la sesión del sábado se desarrollará un seminario teórico sobre temáticas tratadas en homenaje al 25 aniversario de creación del Instituto de Filosofía de Cuba, que llegará a esa edad en octubre próximo.

Este 8vo Taller Internacional es coordinado por el grupo de investigación del Instituto de Filosofía dado a conocer como GALFISA y el Centro Dr. Martin Luther King, Jr. (CMLK).

La inauguración contó con la presencia de Berta Cáceres, presidenta del Consejo Cívico de Organizaciones Populares e Indígenas de Honduras (COPINH), quien hizo un recuento de la situación de su país tras el golpe de Estado, encabezado por Roberto Micheletti, que anexamos más abajo, trascrito para los lectores de filosofi@.cu

Cáceres confirmó que será el pueblo el que definirá esta lucha: "Zelaya es el que nos impulsa, el que nos une, pero en caso de que no se restituya en su cargo, no pararemos hasta lograr una Asamblea Nacional Constituyente Popular y Democrática, que reivindique a los excluidos de Honduras".

--------------------------------

Intervención de Berta Cáceres, dirigente de COPINH (Consejo Cívico de Organizaciones Populares e Indígenas de Honduras) y del Frente Nacional Contra el Golpe de Estado, en el VIII Taller Internacional Paradigmas Emancipatorios, 2 de septiembre de 2009

Buenos días compañeros y compañeras, primero quisiéramos saludar todo el esfuerzo que hacen nuestros hermanos y hermanas acá para desarrollar este Evento, vale de verdad. Quisiera comenzar diciendo que sentimos la necesidad de expresar a nombre del pueblo Hondureño, a nombre de la resistencia del pueblo hondureño que hoy cumple 67 días, nuestros abrazo solidario, fraterno hacia ustedes hermanos y hermanas porque hemos sentido que no hemos estado solas ni solos, hemos sentido el cariño, el respaldo de los movimientos sociales y de la comunidad internacional y también agradecer al pueblo cubano que ha estado con nosotros , agradecer la firmeza de las misiones cubanas y venezolanas que durante el golpe, a pesar de la represión, del hostigamiento se mantuvieron en Honduras.
Quisiera compartir algunas cosas que vienen desde la producción precisamente de lo colectivo, desde el Frente. Nosotros, como ustedes entenderán, nos despertamos ese 28 de junio como en una pesadilla, algo que no pensábamos pues que era posible que sucediera en pleno siglo XXI. Cuando nos levantamos para ir a la consulta y llevar las urnas, garantizar todo, nos encontramos todos los lugares militarizados, nos quitaron todos los materiales para la consulta. Nunca pensamos que la reacción del pueblo Hondureño iba hacer tan fuerte, tan enérgica frente a estos desmanes, y a pesar de toda esa represión, de toda esa fuerza bruta de la oligarquía golpista, apoyada por la ultraderecha internacional, presente en Honduras antes del golpe, por ejemplo la de Otto Reich, Roberto Carmona, de Alfa 66 de manera abierta y descarada. A pesar de toda la maquinaria mediática que ha producido un terrorismo mediático, porque segura estoy que ustedes saben mucho más de la situación en Honduras que muchos hondureños y hondureñas, pero a pesar de eso el pueblo hondureño no ha desistido, no ha dejado de luchar un tan solo día, un tan solo día hemos estado ahí enfrentándolos desde la creatividad del pueblo desde la fuerza del pueblo, una fuerza que ni nosotros mismos, ni nosotras mismas pensábamos que teníamos, una fuerza que rebasa incluso todas las dirigencias nacionales de todos los espacios organizativos en el país.

Es la fuerza del pueblo hondureño la que impone el ritmo de la lucha y ha generado una dinámica movilizadora de resistencia, de iniciativas de las más diversas en todo el país. Generalmente solo se escucha de la resistencia de Tegucigalpa o San Pedro Sula, pero quiero decirles que en cada aldea, en cada municipio de Honduras hay resistencia contra la dictadura, estamos convencidos que es el pueblo hondureño el que va a decidir su futuro, como lo dijo el compañero Fidel en una de sus reflexiones, de eso nosotros estamos convencidos, no importa la indiferencia y lentitud de la comunidad internacional oficial, de la burocracia que en la OEA y la ONU retarda la toma de decisiones, estamos seguros que es el pueblo hondureño quien va decidir el futuro, ya está decidiendo esa lucha en Honduras.

Debemos reconocer que el liderazgo del presidente Zelaya es innegable, él es un convocante, es movilizador, genera la resistencia, motiva, pero es el pueblo hondureño el que está decidido hoy a luchar más allá de la restitución del presidente Zelaya. Hemos decidido que nuestra lucha va a ir mas allá, lo que significa impulsar un proceso de refundación de nuestro país, pasando por una Asamblea Nacional Constituyente, pero no cualquiera sino una Asamblea Nacional Constituyente Popular Democrática con la participación directa de los movimientos sociales que hemos estado en esta lucha. Ese es el camino. Los golpistas quieren presentar un país donde todo esta normal, donde hay una vida normal y han anunciado elecciones, han lanzado las campañas electorales, pero queremos decirles que la decisión del pueblo hondureño ha sido desconocer ese proceso electoral y esas campañas. Incluso antes que el Frente se pronunciara sobre el tema electoral, el pueblo hondureño ya había comenzado sus operaciones de repudio a los candidatos presidenciales golpistas, diputados y alcaldes golpistas, sacándolos a huevasos, lo que puede la gente.

También queremos decirles que el escenario de la restitución, el posible escenario de la restitución del presidente Zelaya para nosotros también implica seguir con esas demandas históricas que nosotros tenemos. No es que con su restitución se acabó la cosa, no. Nosotros queremos que ustedes sepan que nuestra lucha apenas comienza y que le estamos apostando a ese sueño que nos han quitado esos esbirros. Ellos han asesinado, han violado, han torturado, han encarcelado, han perseguido, ha habido una represión masiva y también selectiva, en la zona en estos últimos días nos han matado 3 compañeros.

Este es un mensaje para el pueblo hondureño y particularmente para los jóvenes, quienes han dado un aporte extraordinario en esta rebeldía, a esta resistencia del pueblo hondureño. El asesinato del compañero Pedro Mandiel en el sur del país, el de Isi Sovedi y el de otros. A Pedro le dieron con 47 puñaladas después de haberlo torturado, es la clase de métodos que vienen de un personaje nefasto en nuestro país que se llama Bili Joya Mendola, egresado de la Escuela de las Américas, nicho consentido de la Central de Inteligencia Americana un sicópata que ahora es el principal asesor en seguridad de Roberto Micheleti, de Gorileti como lo bautizó el presidente Hugo Chávez y el pueblo hondureño le dice, Gorileti.

Repito, a pesar de toda esta represión el pueblo hondureño ha decidido que en cualquier escenario, sea con la restitución o sin la restitución del presidente Zelaya se va a encaminar, y nos estamos preparando ya para la instalación de la Asamblea Nacional Constituyente Popular y Democrática, a la que tenemos derecho de soñar y comenzar un proceso para recuperar nuestras riquezas, nuestros recursos estratégicos, de soñar que tener una nueva constitución debe de pasar fundamentalmente por reconocer los derechos del pueblo hondureño, de las mujeres. En la actual constitución ni una sola vez se menciona a las mujeres, y eso lo queremos cambiar. Queremos establecer también nuestro derecho a recuperar nuestra biodiversidad, el derecho al recurso del agua, a nuestra soberanía alimentaria, el derecho de una cultura propia de nuestro pueblo que ahora también esta mancillada con esta dictadura, esos y otros temas nosotros los tenemos y los estamos trabajando, incluso desde antes del golpe porque presentíamos lo que venia y estábamos haciendo esfuerzos y con el concurso colectiva de todas las regiones del país, contando con la diversidad de organizaciones y sectores trabajamos una propuesta para la refundación de nuestro país.

Los oligarcas en el fondo lo que tienen es miedo, cuando el presidente Zelaya empezó a quitarles más de 200 millones de dólares de ganancia a las compañías petroleras con la incorporación de Honduras a Petrocaribe, al ALBA, empezaron a tener miedo porque el presidente estaba pensando en proyectos para los sectores sociales como los campesinos, las mujeres, las comunidades, para la agricultura, la ganadería, todos sectores excluidos que por supuesto jamás habíamos puesto un pie en la casa presidencial. Se tomaron medidas a favor de ellos, por ejemplo de aumentarles el salario máximo. Se comenzaba a reconocer un poco esa deuda de los oligarcas con el pueblo hondureño, es a eso a lo que los golpistas le tienen miedo, al fortalecimiento de la cooperación con Cuba, Venezuela Ecuador y Bolivia, la presencia de las misiones cubanas y venezolanas en Honduras con los proyectos de alfabetización Yo si puedo, el envió de jóvenes a estudiar a Venezuela y a Cuba, a toda esa solidaridad es a lo que, compañeros y compañeras, los oligarcas le han tenido miedo.

Los golpistas son los principales saqueadores de nuestro país: Miguel Facuse, el dueño de una riqueza increíble en Honduras es el que lidera a ese grupo de golpistas oligarcas, vea los Atala los Ferrari los Facuse, Maduro, Callejas todos estos grandes empresarios que monopolizan los medios. El papel de los medios de comunicación en Honduras ha sido nefasto, ellos han respaldado la violencia, el asesinato contra nuestros compañeros, han masificado la mentira, la hipocresía, silenciando y tergiversando lo que ha pasado en Honduras, pero a pesar de todo eso el pueblo hondureño no se ha quedado callado, nos hemos apoderado de la consigna Nos tienen miedo porque no tenemos miedo, de una feminista mexicana, quien seguro no tiene ni idea de que en Honduras su canción es un himno nacional, junto con Resistencia de un grupo venezolano. Y yo les quiero decir que en verdad así es porque hemos convivido con esa fuerza que tiene el pueblo hondureño, que a pesar de las balas y las bombas, cuando han visto caer a los compañeros se ha abalanzado sobre los militares, sin miedo. Hemos seguido 67 días a pesar de la gran persecución. Los golpistas se sienten muy seguros, muy fuertes por el apoyo de los gringos, el apoyo de EE.UU. Está claro, los Arcones del Pentágono, la CIA, Hugo Lorena, todos sabían del golpe. Ahora nos quieren decir la gran mentira, de que no sabían que el presidente Zelaya iba en el avión que pasó por la base militar de Palmerola, antes de salir de Honduras, la más grande de los gringos en Centro América, que no nos vengan con el cuento que no sabían que Zelaya iba en ese avión. Ellos tuvieron que coordinar, en esa base no se mueve nada sin el consentimiento de los gringos, una base que contempla no menos de 500 militares y que fue reforzada en esos días, el pueblo Hondureño lo sabe, eso no se dice afuera, pero la base de Palmerola fue reforzada.

Los golpistas van a seguir con sus maniobras, querernos convencer que todo está normal, que las elecciones van. Ellos quieren salir de manera elegante, sacudirse las manos y decir "aquí todo tranquilo", ya paso todo y seguir con la democracia, entre comillas. Si esto pasara no hay restitución, pero la posición del Frente de Resistencia Nacional contra el golpe es clara y consiste en el desconocimiento total del proceso de las elecciones, de la campaña electoral de los resultados de esas elecciones y también del retiro de las fuerzas políticas electorales antigolpistas, entonces hay que mencionar no solo el Partido de Unificación Democrática, no solo la candidatura independiente sino también la base social de los lideres contra el golpe, que han jugado un papel importante en esta lucha. De pasar esto, se va a agudizar la situación en Honduras, va ha aumentar la violencia, la represión, la militarización y por supuesto los oligarcas van a querer avanzar más en su proyecto, que ese es uno de los grandes objetivos del golpe. Ya estamos viviendo un retroceso, una involución en lo que habíamos podido alcanzar, le han concedido grandes inversiones a los principales golpistas, han anulado decretos que realizó Mel Zelaya, como le decimos al Presidente, como el veto a un decreto del Congreso que prohibió píldoras anticonceptiva, incluso hasta eso están haciendo ahora con esos grupos fundamentalistas, golpistas que en el poder; sacaron a Honduras del ALBA, todo ello demuestra que hemos tenido una involución terrible en Honduras y que van a tratar de imponer ese proyecto oligárquico. Por otro lado, las fuerzas del movimiento social, si no hay restitución, si hay una crisis mayor, si hay una mayor represión no van a dejar de luchar, pero también es posible otros escenarios, que aun no se han manifestado en Honduras porque el pueblo se ha agarrado realmente, nos hemos agarrado de ese Articulo 3 de la Constitución, que habla del derecho del pueblo a la insurrección. En el pueblo hay un debate sobre la insurrección, pero aquí no dice qué tipo de insurrección, hasta ahora ha sido pacífica, pero si hay un escenario, hay la posibilidad de que esa insurrección sea de otra forma y nosotros sentimos que hay sectores en Honduras, hay regiones donde el pueblo se está preparando para eso, que pueden ser también reacciones espontáneas, autónomas. Es otra situación, donde tal vez el Frente no tenga control. Si hay restitución del presidente, estamos de acuerdo con la postura de que se le restituye el tiempo robado y mover el día de las elecciones y empujar con el Frente y todo el movimiento social y la resistencia hacia una propuesta política electoral en el tema de las elecciones de manera unificada, con una propuesta del Frente de resistencia, en este caso apuntarán a una candidatura presidencial de la UDE o de la candidatura independiente. Ya hay un acuerdo con los líderes contra el golpe, eso significa también que vamos a seguir luchando aunque Mel vaya amarrado con los acuerdos de San José. Con los acuerdos de San José o sin los acuerdos de San José, el pueblo hondureño va seguir luchando por esa Asamblea Nacional Constituyente Popular y Democrática que es algo que hemos consensuado con él.

Sabemos que la idea de amarrar al presidente con esos acuerdos de San José es una estrategia de los gringos para diluir y darle tiempo a los golpistas para que se fortalezcan. La otra posibilidad es el magnicidio, con o sin la restitución de Mel, al entrar a Honduras incluso fuera de Honduras asesinarlo. Eso traerá una crisis, la agudización de la crisis política en Honduras, de la violencia. Compañeros y compañeras, hemos tenido muchos logros, a pesar de lo duro que ha sido para nosotros. El mensaje es que hoy más que nunca los movimientos sociales de este continente debemos de entender que el enemigo jamás ha descansado, de que nunca ha dado tregua y que no lo podemos subestimar, nos hemos confiado mucho y llegó el momento de articularse y unir más fuerzas con los gobiernos y pueblos.

El caso de Honduras no es un caso aislado, es una estrategia internacional del imperialismo y de los sectores reaccionarios que no van a descansar en su lucha contra los pueblos de nuestra América. Hoy es Honduras, después puede ser Guatemala, mañana El Salvador, Nicaragua, Ecuador, Venezuela. El pueblo hondureño pasó de las consignas, de gritar para que regrese Mel a la demanda de una Asamblea Nacional Constituyente. Nos hemos enriquecido en la lucha, los movimientos sociales se han aglutinado, tenemos el aporte de los pueblos indígenas y negros, de las mujeres, de los jóvenes, de todos los colectivos, de las comunidades que han sido duramente agredidos, asesinados. Toda esa riqueza del pueblo es ganancia para nosotros. Quisiera que me acompañen en esa consigna que nos hace fuerte Nos tienen miedo porque no tenemos miedo, a 67 días de lucha el pueblo hondureño resiste compañeros y compañeras y vamos a seguir resistiendo, no solo por el pueblo de Honduras sino por este continente y la humanidad toda.

Muchas gracias



Añadir este sitio al Menú Favoritos de su navegador Inicio | Biblioteca Virtual | Revista Digital | Comunidad Virtual
Directorio Filósofos | Instituciones | Grupos, Cátedras
Eventos | Libros | Revistas | Cursos | Servicios | Sitios de Interés | Noticias
 
Diseñado por JOHNNY inside®